sueno-erotico2

La mayoría son de lo más placentero, te estimulan y predisponen para el sexo. Son las experiencias oníricas que nos despiertan contentos… o muy sofocados y nerviosos

Escrito por Rocío R. Gavira | Twitter: @RocioRGavira

Te despiertas sofocado. Notas tu zona genital húmeda, contenta. Y te percatas de que has tenido un sueño de lo más placentero. De repente recuerdas cada detalle, cada paso del que has disfrutado del sexo en tu mente mientras dormías. El protagonista eras tú, o quizás eras un espectador de una escena erótica digna de cualquier película para adultos. Freud decía que los sueños están directamente relacionados con los deseos más carnales de uno. De hecho el sueño REM está asociado con las erecciones en los hombres y la congestión del clítoris en las mujeres, pero los científicos no saben exactamente cuál es la función.

Los sueños eróticos son muy satisfactorios en la mayoría de los casos, estimulan e incluso predisponen para el sexo. También hay algunos que resultan… amargos. Según la experiencia en consulta de los psicólogos Jaime Martín y Lara Sánchez y varios estudios sexológicos, las mujeres tienen más sueños eróticos que los hombres y además les vienen más en época de sequía sexual. Ellas sueñan con conocidos, y ellos con desconocidos. Pero ¿cuál es su significado? Aquí van algunos de los sueños eróticos más comunes:

 

¿Y tú? ¿Te sientes identificado con los sueños eróticos descritos? ¿Has tenido otro diferente con el que hayas alucinado (para bien o para mal)? Participa en los comentarios y cuéntanos tu experiencia.

_______________

Punto G ha recopilado ya 12 historias diferentes, 12 experiencias sexuales que a sus protagonistas les ha marcado la vida (sexual). Anímate a compartir la tuya, la que más haya supuesto para ti. A muchos les ha servido para quitarse la necesidad de contarlo a alguien y otros han obtenido los consejos que esperaban de los lectores.

Recuerda, solo tienes que escribir a: rociogavira@gmail.com. En el asunto pon “Relato erótico”. Y tranquilo por tu privacidad, se publicará bajo otro nombre. Pincha aquí para ver la sección de relatos.